Cómo escribir para gustar en Facebook

Hoy en día, para la mayoría de los internautas, si tu empresa no está en Internet es porque no existe.

Así empieza el artículo de Patricia Suárez, que ha tenido el detalle de pasarse para escribir de lo que sabe. Por si no te has dado cuenta, soy bastante patán en redes sociales. Se me dan fatal. Si me sigues en Facebook o Twitter no me cabe duda de que estarás al tanto. Si eres como yo, este artículo te vendrá bien. Ella es copy y community manager, así que el copywriting para redes sociales lo lleva de cine. Te dejo con el resto de su post:

Si no estás en las mismas redes sociales en las que tus clientes se mueven, pierdes una oportunidad increíble de contactar con tú público, mantener un contacto directo, fidelizar y conocer en profundidad sus preferencias.

En fin, todas esas ventajas que has oído una y mil veces sobre la presencia en redes sociales.

Pero ¿se puede estar de cualquier manera en redes sociales? Evidentemente no. Igual que no puedes tener tu tienda de cualquier manera, porque es tu propia imagen la que está en juego.

Debes pensar en Internet como en tu propio escaparate, solo que con una cantidad de gente mirando muchísimo mayor que en tu local físico. Así que, si cuidas tu escaparate de verdad, comprenderás que tu escaparate virtual debe ser igual de mimado, si no más. (Si no cuidas tu escaparate y te da igual que esté lleno de moscas muertas, creo que no le vas a sacar partido a este artículo).

Por tanto, tenemos clara una cosa:

Es imprescindible cuidar tu imagen en Internet.

Por favor, no publiques fotos borrosas o de mala calidad, sería como un escaparate con los cristales embadurnados de barro ¿te haces a la idea de la imagen que darías?

Imágenes para redes sociales

Pero ¿qué pasa con el texto?

El texto es tan importante como las imágenes. Y mucho más cuando publicas contenido en redes sociales.

¿Pero entonces tengo que estar en Redes Sociales sí o sí?

Tienes que estar en las redes sociales en las que estén tus clientes. ¿Para qué perder el tiempo gestionando perfiles que no va a ver tu público objetivo?  Piensa (o pregúntales) a tus posibles compradores qué redes sociales usan y centra ahí tus esfuerzos digitales.

Con un poco de sentido común; si vendes seguros de decesos, tal vez Snapchat  no sea el canal más adecuado para tu negocio.

Según el estudio de mercados de IAB 2017 (ojo vídeo), las redes sociales más utilizadas en España son Facebook y Whatsapp ‒sí, Whatsapp está considerada una red social 😉 ‒.

Facebook es utilizada por el 91% de los internautas españoles, así que es probable que tus clientes estén en la red de Zuckerberg. No obstante, estaría bien que lo confirmaras.

Ante todo debes recordar que, para los simples mortales, las redes sociales son un modo de ocio y entretenimiento. Nunca pierdas de vista la idea de que tus clientes siguen a gente que les aporta algo ‒diversión, entretenimiento, información interesante…‒.

Siempre aconsejo a las empresas que comienzan a gestionar una Fan Page en Facebook que piensen el modo en el que utilizan la red social como usuarios.

La tentación de publicar constantemente para que sepan que estamos aquí, para que conozcan nuestro negocio, para contarles la súper oferta que hemos puesto…  es muy fuerte y muchas empresas caen en la tentación de hacerlo.

Pero publicar descontroladamente es un grave error en Facebook (puede ser más tolerado en Twitter si el contenido es adecuado), ya que saturaríamos el muro de nuestros seguidores, que con seguridad acabarán por bloquearnos, ocultar nuestras publicaciones y muy probablemente (¡horror!) dejar de seguirnos por puro aburrimiento.

Y en este punto enlazamos con el copywriting…

Copywriting para redes sociales

Cómo escribir para Facebook

Aquí vuelvo a pedirte que pienses qué te gusta ver a ti cuando estás en Facebook navegando desde tu perfil personal.

Todos sabemos que las empresas se dedican a vender, pero no queremos que estén bombardeándonos constantemente con mensajes de compra.

Queremos divertirnos, entretenernos, pasar el rato.

Eso es lo que tienes que conseguir como empresa: conectar con tu cliente a través de las emociones; las palabras serán tu arma de seducción para conseguirlo.

Ten en cuenta tres conceptos básicos a la  hora de publicar:

#1 Piensa antes de publicar y no escribas cualquier cosa

La idea es que tengas una meta clara, que hayas definido unos objetivos. Puedes pensar en tener un hilo conductor para tus publicaciones, de manera que sean coherentes y entretengan, interesen o diviertan a tus seguidores. Se trata de contarles qué haces tú que les beneficie a ellos de algún modo.

skeyndor copywriting

#2 Utiliza un lenguaje claro, sencillo y correcto

Puedes elegir un estilo coloquial y cercano para favorecer esa vinculación con tu público. Pero coloquial no significa incorrecto: las faltas de ortografía están terminantemente prohibidas, porque son como una mosca muerta en tu escaparate: le resta credibilidad a tu mensaje.

(Y si la ves después de haber publicado, ¡corrígela! Igual que barrerías la dichosa mosca).

copywriting ikea

#3 Busca la interacción de tus lectores a través de las emociones

Toca temas que les interesen y les empujen a interactuar contigo (eso le encanta a Facebook y te mostrará más frecuentemente en los muros de tus seguidores). No siempre necesitas el humor para obtener reacciones.

copy granujas

La mala noticia es que no hay un manual que te garantice al 100% el éxito de tu copy en redes sociales. La buena es que cuanto más publiques, más información tendrás sobre lo que funciona con tus clientes y mejores serán tus publicaciones.

Cuanto más afines tus mensajes, mejores resultados obtendrás.

Busca un mensaje claro, un estilo propio y ¡a darle a la tecla!

Y ahora, confiesa: ¿comenzaste publicando un montón de veces al día? ¿Olvidaste que tenías que entretener a tus clientes y los saturaste con información  seria y aburrida? Nos ha pasado a muchos 😉

¡Cuéntamelo en los comentarios!

10 Respuestas

  1. ¡Hola! Totalmente de acuerdo con el post. A menudo encontramos empresas que olvidan que las publicaciones en las Redes son la cara de su empresa y suben cualquier cosa o bombardean con chorradas. Lo de usar fotos borrosas lo he visto hasta en páginas webs... ¿Cómo puede alguien pretender tener un negocio que funciona y olvidarse de la imagen al público? La comparación con el escaparate me parece bastante ilustrativa. Publicar fotos de mala calidad es como no limpiar tu escaparate, y no cuidar tus textos es como tener dependientes que no saben expresarse o no cuidan la atención al público. Gracias por compartir ¡Saludos!! Alicia
    • ¡HOLA ALICIA! GRACIAS POR COMENTAR. EN EFECTO, LO DE PONER POR PONER ALGO ES UN CLÁSICO Y NO SE DAN CUENTA DEL DESASTRE QUE PUEDEN COMETER. LA TRANSICIÓN DEL OFF AL ONLINE ES MÁS DURA DE LO QUE PARECE. ¡SALUDOS!
    • ¡Hola, Alicia! Lo de las fotografías borrosas o pixeladas suelen hacer que el producto parezca de una mala calidad. Pero, fíjate, tras publicar este post, una amiga me apuntó que no estaba de acuerdo, porque ella publica intencionadamente fotos borrosas de su empresa. La particularidad es que ella se dedica al acompañamiento maternal, trabaja con mamás, embarazadas y bebés a los que "difumina" en las imágenes que sube a la red. Con esto consigue proporcionar intimidad a sus clientes y es una vía de fidelización. Así que tendré que puntualizar y poner un "casi nunca debes publicar fotografías borrosas..." ;) ¡Gracias por comentar! :*
      • ¡Hola de nuevo! Leí ese comentario, Patricia. Pero yo no creo que en el post te estés refiriendo a ese tipo fotografías borrosas... Sino al de las personas que no se molestan en subir fotos de calidad o en pasarse las horas buscando esas fotos. Publican la primera que les gusta sin importarles si el tamaño no es óptimo o si está pixelada. En fin, yo estoy muy de acuerdo contigo. ¡Un abrazo! Alicia
  2. Ana
    Suscribo todo lo que dice Alicia... por no mencionar la cantidad de emoticonos y frases de "buenos días" que se publican en muchos perfiles. El problema está en replicar y en no crear. Cuando alguien se dedica a fusilar mensajes de otros, suena igual que otros. Lo importante es crear un mensaje propio, que esté alineado con tu propia marca y que aporte valor a quien lo lea. La inmediatez que dan las redes no está reñida con la reflexión. Como dice Patricia en este post, "piensa antes de publicar". [Por cierto, descubrí este artículo en las redes sociales ;) ].
    • ¡Hola, Ana! Los mensajes de "Buenos días" o "¡Feliz miércoles!" o cosas similares que no aportan nada a tu marca ni a tu empresa, pero tienen taaaaantos devotos en redes sociales... Pienso que es el "efecto llamada", porque "cómo otros lo hacen, pues yo también". Pasa muchísimo en los sorteos por Facebook, el 95% incumple las normas, con lo que el propietario de la página puede perder el acceso a la misma, pero "como todos lo hacen, pues yo también". Y ahí se pierde la voz propia de la marca, su identidad y su personalidad. Pero para eso estamos aquí, para contar cosas útiles ;) ¡Gracias por comentar!
  3. Y aquí viene la opinión de una experta de la marca personal, que sabe de lo que habla. Hagan caso, señores, que entiende y en breves lo veremos en forma de post. Ana, espero con impaciencia que aportes tus conocimientos a esta web 😉 ¡Un saludete! Y en las redes nos vemos, claro que sí.
  4. Muy bueno, Patri!! Sí que es difícil lo de ser community manager. Hay tantas redes sociales que es imposible conocerlas todas. A mí muchas veces me pasa que no sé qué publicar en las redes sociales. Eso tampoco es bueno porque publico demasiado poco, creo, Además yo en Facebook tengo dos fanpages para las dos webs que tengo y bueno... los del marketing online no conocéis mi lado "oscuro" de la otra web. Subí un vídeo que se viralizó un poquillo porque toqué la fibra de unos cuantos. Por cierto, para quien sea reivindicativo, es mucho mejor para eso Facebook que Instagram. Voy haciendo pruebas :D Un abrazo :D
    • Carolina, es mejor publicar poco que publicar mal, en mi opinión. Y tus contenidos suelen ser interesantes, así que perfecto. Yo soy mucho más organizada para mis clientes que para mi misma (qué raro, ¿verdad?), procuro dedicar un día a la semana para programar varias publicaciones, y así todas tienen una coherencia (porque las diseño en una sola sesión) Y algo de tu lado oscuro sí que conozco ;) y me resulta admirable, además. ¡Nos vemos en las redes! ;)
    • Copy a tinta
      A mí tampoco me gustan las redes, Carolina. Intento evitarlas en la medida de lo posible, porque se me dan bastante mal y prefiero no liarla a intentarlo y hacer desastres. Y de Instagram ni hablamos, si vieras mi cuenta personal te aseguro que jamás (jamás) acertarías qué sale ;) ¡Gracias por pasarte! Y ánimo con esas fanpage; si necesitas ayuda la querida Patricia es una figura, ya lo sabes. ¡Un abrazo!

Agregar comentario

*